viernes, 12 de febrero de 2010

Broadway weekend (I)

A ésto le llamo yo un "fin de semana" completito.

Como sabía que íbamos a caer por New Jersey, y que teníamos que coger el descanso semanal por allí, planeamos acercarnos a Manhattan de nuevo, pero ésta vez con el aliciente añadido de ir a ver algún espectáculo de Broadway.

Madison Square Park, Manhattan

De entre la inmensa lista de obras disponibles, yo tenía un claro favorito, el musical "Jersey Boys", que relata la peculiar vida de Frankie Valli y el resto de componentes de los "Four Seasons", pandilla de pseudo-gangsters italoamericanos de New Jersey que triunfaron a principios de los 60, pero ya me meteré con eso en profundidad más adelante.

Así que después de mirar cientos de páginas de descuentos, promociones, etc... finalmente cogimos un par de entradas por un precio razonable para el segundo día que íbamos a pasar en New York.

Da la casualidad, de que "Jersey Boys" está en el teatro August Wilson, muy cerca del famosísimo teatro Ed Sullivan, que utilizado como plató de televisión vió pasar por su escenario a "The Beatles", "Elvis"... y donde ahora se rueda el Show de David Letterman, que lleva en antena nada menos que 28 años.
No sé cómo conocía el dato, pero me acordé de que se podía asistir al programa solicitándolo en persona o por internet, así que por probar suerte, un par de días antes, rellené un pequeño formulario en la página web de la CBS, y sabiendo la cantidad de gente que lo solicita, me olvidé un poco del tema.

David Letterman Show (Ed Sullivan Theatre)

Pues bien, justo antes de salir hacia Manhattan la mañana del primer día, me llamaron de la CBS, para comunicarnos que nos pasásemos a recoger las entradas para el día siguiente, no sin antes hacerme un par de preguntillas sobre el programa.

Así que ésto nos dejaba el segundo día bastante ocupado con la asistencia al programa por la tarde (no es en directo, ya que el programa se emite a las 23.30pm.), y el musical de "Jersey Boys" un par de horas después, así que el primer día lo teníamos "libre" para pasear, comer en condiciones aprovechando la oferta gastronómica de NY, hacer algunas fotos y poco más... o eso creía yo.

Buscando las entradas para "Jersey Boys", encontramos bastante información sobre las ventanillas de TKTS, que es una oficina situada en pleno "Times Square" que vende entradas para Broadway con descuentos de más del 50%, con la única pega de que nunca se sabe que espectáculos están disponibles ese día. Solo queda acercarse y ver si hay algo interesante.

TKTS discount booth

Así que por aquello de la curiosidad, y a sabiendas de que los espectáculos más populares no están disponibles en TKTS, nos pasamos por allí a echar una ojeada.

Al ser lunes, no había ninguna cola (que a veces llegan a las 2 o 3 horas), y sorpresa, sorpresa, a pesar de que en internet decían que el musical "Rock of Ages" no solía aparecer en la oferta de TKTS, allí estaba, y al ser entradas de última hora (faltaban unos 45 minutos para la función), eran para las primeras filas y a precios de risa, así que obviamente las cogimos.

Como dato curioso, ajenos a las crisis, los espectáculos con más espectadores de Broadway, como "Billy Elliot", "Jersey Boys", "Chicago", "Wicked"... facturan de media, más de un millón de dólares a la semana, y lleva siendo así desde hace más de dos décadas, impresionante.

Así que por fín, después de años escuchando musicales como "Rent", "Grease", "Little Shop of Horrors"... iba a poder disfrutar de la experiencia que supone asistir a un musical en pleno Broadway.
Resultado: absolutamente brutal, imprescindible.

Rock of Ages stage (Broadway)

"Rock of Ages" es un musical que trata sobre las peripecias de los jóvenes que llegaban a Los Angeles en los años 80 con ganas de comerse el mundo, y que rara vez conseguían alcanzar esas metas imaginarias que nos imponemos a veces. Todo ello salpicado con temas de rock de bandas como "Journey", "Twisted Sister", "Pat Benatar", "Styx", "Poison"... ya sabéis todos aquellos melenudos que se pasaban hora y media para cardarse el pelo antes de cada concierto (sé de lo que hablo, jejeje).



Así que contando con una banda de rock tremenda, geniales bailarines, unos actores con unas voces fantásticas, y semejantas himnos de la historia del rock, las 2 horas y media de espeactáculo se convierten en una fiesta absoluta, donde hasta el más encorbatado de los "up-town newyorkers" allí presentes acabó de pie dando palmas y gritando: "I wanna Rock!!!".

¡Un abrazo!

11 comentarios:

Jose dijo...

Vaya! esto me ha recordado cuando vivia en NYC alla por 1969, en el 345 west de la 45 street entre la 8 ave. y 9 ave. , en frente del teatro estaba el Rincon Argentino abajo del anuncio Castro sofas, un restaurante de carnes a la parrilla, verdadera gastronomia en esos años.u poco al lado estaba o esta el bar de Jack Dempsey el que fue boxeador por los años 20... no se si aun esta.

En la 9 ave. entre la 42y la 45 estan o estaban los famosos almacenes de frutas plagados de italianos...joder! ahora que lo pienso, el 1 de marzo hace 41 años que aterrice en NYC

Saludos y que disfruteis del tiempo

Jose

Javier I. Sampedro dijo...

La verdad que tiene que ser una gozada ver un espectáculo de Broadway. Y yo que aún no he estado en NY, pero si voy no me lo perderé por nada del mundo.

Como mucho vi algunos espectáculos en Londres de Miss Saigon y Grease, pero que les tengo buen recuerdo.

Un saludo!

mortiziia dijo...

¡Me rechinan los dientes de la envidia! Bueeeeeno, no, no es como para rechinar, pero qué gustazo ver un musical de rock. De Frankie Valli la única referencia que tenía era televisiva, porque salía haciendo de capo de los Lupertazzi de NY en The Sopranos... ya te puedes imaginar que llamándose Jersey Boys, el interés también se me ha despertado repentinamente :D

¡Saludos!

Marcoiris dijo...

Que bien Javi, como bien dices, todo un fin de semana copletito. Me imagino que el show de Letterman habra sido muy interesante tambien (sobre todo ahora que estan haciendo todo el día coñitas en USA con los cuernos que le ponia a su mujer jajaja)
Un abrazo!

Diva Gando dijo...

Mucha envidia, eso me ha dado tu entrada. Ojalá pudiera estar yo en NYC en un musical, disfrutando de la oferta gastronómica y de la mala leche que gastan los newyorkers...

Jordibar dijo...

Otra cosa no sé...pero de musicales saben un rato laaaaargo y de rock...pa que hablar, así que juntar las dos cosas tiene que ser explosivo!!!!

I wanna Rock, too!!!!!!

Un abrazo enoooooorme!!!

oria dijo...

Ir a un musical de Broadway es algo que siempre recomendaba a las visitas y así aprovechaba para ir con ellos. La espinita que me quedó fue ir a un programa de la tele pero es que la mayoría grababan en horario de oficina. Otra razón más para volver.

Lunatrix dijo...

... uff, qué pasada los twisted sister ... y qué videos, qué videos!!

TURN IT DOWN YOU SAY,
WELL ALL I GOT TO SAY TO YOU IS TIME AND TIME AGAIN I SAY, "NO!"
NO! NO, NO, NO, NO, NO!
TELL ME NOT TO PLAY
WELL, ALL I GOT TO SAY TO YOU WHEN YOU TELL ME NOT TO PLAY,
I SAY, "NO!"
NO! NO, NO, NO, NO, NO!
SO, IF YOU ASK ME WHY I LIKE THE WAY I PLAY IT
THERE'S ONLY ONE THING I CAN SAY TO YOU

I WANNA ROCK!

Anónimo dijo...

Guau!!! Qué envidia sana me dais. Con las ganas que tengo yo de cruzar el charco a la ciudad de los rascacielos.... Tiene que ser impresionante ver en vivo todas esas luces de neón, todos los teatros abarrotados de gente, y ese CEntral Park.... y la pista de patinaje bajo el árbol de navidad más famoso del mundo............. aisssss lo que daría yo por estar ahí right now......
Gracias por el Post!

Besos

Verónica.

Javi dijo...

Jose, esas experiencias en el NY de los 70 no tienen precio. La ciudad ha perdido algo de "magia", pero supongo que la calidad de vida es mejor, o eso dicen...
¡Un saludo!

Javi, el West End londinense no tiene mucho que envidiar a Broadway, aunque Broadway tiene ese toque especial. Merece la pena, desde luego.

Morti, seguro que te encantarían cualquiera de los dos, los músicos de ambos son tremendos. De hecho el guitarra de "Rock of Ages" es el de Night Ranger, Speedwagon... osea que "shred" pata negra, jejeje. Sobre "Jersey Boys" ya haré una entrada en condiciones, imprescindible.
¡Un saludo!

Marco, es que Letterman es un elemento de cuidado. Estuvo bien, muy... "televisivo" (todo muy ajustado al guión), pero mereció la pena la experiencia.
¡Abracines!.

Diva, sí que es verdad que los neoyorquinos van más a su rollo que los de otras ciudades, pero supongo que será por el modo de vida de las grandes ciudades, mira Madrid o París... con todo el cariño, que conste.

Jordi, tenían al batería metido en su "urna" de metracrilato con dos bombos, tres toms enormes y el cartel habitual "Don´t feed the drummer", jajajaja... ¡ya estás tardando en venirte!.
¡Un abrazo!
PS. A ver si apretamos esos temas de Skid Row... metaaaaaaaaaaaaaalll!!!!

Oria, merece la pena pegarse el viaje a NY sólo por ir a Broadway, en serio, una gozada. ¿Algún musical fuera de los típicos que te gustase?.
¡Un saludo!

Lunatrix, que sepas que llevan el "Rock of Ages" a Toronto en unas semanas, osea que ya estáis tardando... jejeje.
Keep on rockin!!

¡Gracias, Verónica!, nada mujer, si con el euro como está y esas ofertas de "compra 8 yogures y te damos un viaje a NY" lo tienes bien fácil, jejeje.
¡Un abrazillo!

fan dijo...

yo cuando visité NYC hace más de 10 años pude asistir al musical de Cats . Saludos y que disfruteis mucho de los musicales , shows y comilonas !!